Columnistas

Derrame de brea en obra en Av. Gral. Paz: Lecciones Aprendidas

Por Lic. Daniel E. González Girardi, Titular de GGA  Riesgos y Seguros.-

Daniel E. Gonzalez Girardi

 “No tengo idea de cómo pudo haber sucedido esto”, manifestó ante un medio de comunicación local el responsable de la empresa contratista. “Se saltó la traba de la cisterna… es la primera vez que me pasa”,  fue la declaración del chofer en la comisaría según publicó un conocido portal de prensa.

Estas declaraciones públicas de los principales protagonistas de este resonante caso, me permiten inferir desde el punto de vista del “análisis del riesgo”, que estamos ante un evento en el cual,  les hubiese costado mucho a los responsables de la obra imaginar que una cosa así les pudiese haber sucedido. Es por ello que, antes de analizar los aspectos relacionados con las coberturas de seguros, hay que tener claro que no es un tarea sencilla la de identificar los riesgos potenciales de un proyecto, y este caso, al menos hasta lo que se sabe al día de hoy,  parece ser un claro ejemplo.

Para un analista de riesgos, como lo es el “Productor Asesor de Seguros (PAS)”, es muy importante incorporar las  “Lecciones Aprendidas” que nos brinda este tipo de sucesos, ya que nos muestra claramente que no siempre las personas responsables de ejecutar un proyecto son conscientes de sus riesgos. A raíz de ello es que el PAS, seguramente necesitará de toda su experiencia y la de su Aseguradora,  para que, actuando en forma conjunta puedan ayudar a su cliente a dimensionarlos adecuadamente, permitiendo de esta forma, obtener un diagnóstico correcto de la situación, indispensable, para diseñar un programa de seguros de ingeniería a medida del cliente.

En general, el producto más utilizado para las obras de ingeniería,  se lo conoce con el nombre de “Todo Riesgo construcción” (CAR). Habitualmente se los contrata incluyendo un sublímite de cobertura para los riesgos de Responsabilidad Civil (RC). El problema que tienen estos Sublímites de RC, es que en algunas ocasiones, no son suficientes, para amparar la real exposición a esta clase de reclamos.

Afortunadamente, este caso no terminó en un choque múltiple con personas lesionadas y/o muertas, y con respecto a la brea derramada, los profesionales médicos que intervinieron declararon a los medios que, “…por suerte la misma era acuosa y no estaba caliente porque de lo contrario las consecuencias hubieran sido mucho peor, ya que algunos de los heridos estaban prácticamente bañados en alquitrán…”.  Por todos estos motivos, el abogado de las victimas está hablando por los diferentes medios de un reclamo de un millón de pesos, que de haberse dado el peor escenario, el monto hubiese sido sustancialmente mayor.

Es por ello que, para dimensionar correctamente el riesgo, inexorablemente el mismo se debe estimar utilizando como base de cálculo la técnica de simulación conocida como  “Pérdida Máxima Posible-EML”. Su resultado nos permitirá determinar si sería necesaria la contratación de una póliza de Resp. Civil en exceso, la cual permita adecuarse, a las reales necesidades de nuestro cliente.

Es importante recordar que, con respecto al camión que produjo el derrame de brea, la póliza que debería tener contratada de Responsabilidad Civil del “Ramo Automotores”, no ampara los reclamos que surjan de:

….la utilización de equipos industriales, científicos o similares montados o transportados sobre la unidad tractora a raíz de su funcionamiento específico…”

A raíz de esta limitación,  en función de las características que tenga en cada caso el equipo montado o transportado sobre la unidad tractora, se deberá negociar con la aseguradora su inclusión dentro póliza CAR,  con el fin de tener la tranquilidad, que el riesgo por alguna de las dos pólizas va a estar amparado, en función de cómo y cuándo se manifiesta el hecho que genere el daño.

Ahora bien, tal como manifestó en un reportaje el director de SAME, la forma en que ocurrió este hecho es poco común, siendo lo habitual para ellos atender casos de urgencia relacionados con “Derrames” de sustancias durante su transporte. Es por ello que, dentro del proceso de relevamiento de riesgos, se debe analizar conjuntamente con los responsables de la obra, si existe una exposición al riesgo de responsabilidad hacia terceros por la carga transportada hacia el sitio de obra, y muy especialmente cuando la misma sea contaminante o  muy inflamable, explosiva y/o corrosiva. Si existiese algún grado de exposición, se debería analizar la conveniencia de contar con un “Paraguas Protector” a la póliza de RC del camión (ramo automotor – rc carga transportada),  mediante la contratación de una póliza específica de la rama de Resp. Civil por parte del “Comitente”, la cual pudiese llegar a incluir los adicionales de: “transporte de Bienes”, “Carga y Descarga” y quizás también pueda llegar a analizarse la necesidad y la posibilidad de incluir la cláusula de “Contaminación súbita e imprevista”.

A continuación,  les resumo en un cuadro lo expuesto hasta aquí con el fin de contar con algunos “Tips” que permitan facilitar el diagnóstico y el diseño de la solución:

 

TIPS Comitente Contratista Camión
Transporte hasta el sitio de obra Analizar la necesidad de contratar una cobertura tipo “paraguas” de Resp. Civil. De contratarse, se debe evaluar si es necesario incluir los adicionales de:- Transporte de bienes a sitio de obra- Carga y descarga- Contaminación Súbita e imprevista Póliza de automotores ( RC carga transportadas – incluyendo cargas peligrosas de ser necesario)Póliza Resp. Civil  Comprensiva incluyendo ampliación “automóviles en exceso” + “Contaminación súbita e imprevista” + Carga y Descarga”
Sitio de Obra CAR  para obras viales incluyendo:- Analizar si es necesario contratar el adicional de cobertura de Equipos de contratistas y Maquinarias- Cobertura de Responsabilidad Civil (“E-Limita a daños materiales” + “F- Limitado a Lesiones y muerte” )- Determinar escenario de pérdida máxima (EML) para evaluar  si será necesario contratar una Póliza de Resp. Civil en exceso al CAR

 

Como recomendación final, es importante tratar de utilizar siempre las ventajas que dan las pólizas que, por su redacción,  cubren todo lo que no esté excluido como es el caso de una cobertura “Todo Riesgo Construcción – CAR”. Asimismo, es fundamental también , ampliar el alcance del programa de seguros mediante otras coberturas que permitan complementar las limitaciones naturales que tienen las pólizas CAR, como ser “Límites de cobertura”, “Ámbito de cobertura”, “Bienes no asegurados” y “Riesgos No asegurados”.

En virtud de lo expuesto, podemos afirmar que si analizamos los riesgos de manera sistemática, vamos a ayudar a nuestros clientes a ver lo que por sí solo quizás no pueda hacerlo. Si lo logramos, estaremos “Creando valor” para su proyecto.

Print Friendly, PDF & Email